INICIATIVA CIUDADANA EUROPEA CONTRA EL GLIFOSATO

2/10/17 - El glifosato es una de las sustancias activas más utilizadas en los pesticidas de todo el mundo. A pesar de que la Organización Mundial de la Salud (OMS) lo clasifica como “potencialmente carcinógeno”, su uso está muy extendido en agricultura y jardinería. Existe una Iniciativa Ciudadana Europea que ya ha conseguido evitar la autorización de este producto para otros 15 años, pero para conseguir su completa prohibición necesita el apoyo de todos. Sólo hay que firmar.

 

Casi la mitad de las personas tienen restos de glifosato en su cuerpo. Así lo demuestran estudios científicos, que constatan la presencia del peligroso químico en la orina de casi el 50% de las muestras. Esto se debe a que nuestros alimentos son tratados con esta sustancia. El glifosato es un pesticida de uso generalizado. Lo encontramos en todos lados, desde la comida hasta en los jardines. La OMS lo ha catalogado como “probablemente carcinógeno”. Además, resulta muy nocivo para las plantas y los animales. En pocas palabras: los efectos de este pesticida son nefastos.

En verano de 2016, después de una larga campaña impulsada por cientos de miles de europeos, la Comisión Europea no consiguió renovar por quince años la licencia al glifosato y tuvo que conformarse con una breve renovación de 18 meses. Todo un gran logro, teniendo en cuenta la intensa actividad de los grupos de presión de la industria química. Pero los grandes fabricantes de herbicidas, como Monsanto, siguen presionando para proteger sus beneficios. Con sus acaudalados bolsillos pagan “estudios” y opiniones “de expertos” para demostrar que su producto es seguro.

El sentido común nos dice que un producto carcinógeno no debería ser empleado en nuestros campos y en nuestros barrios. Ahora, los ciudadanos tienen la oportunidad de alzar la voz mediante la Iniciativa Ciudadana Europea, siempre que se consiga un millón de firmas en un año.

Para apoyar la iniciativa hay que firmar la petición a través de la web https://stopglyphosate.org/es/ . El objetivo final es exigir la reforma del proceso de aprobación de pesticidas en la Unión Europea y el establecimiento de objetivos concretos y obligatorios para reducir el uso de pesticidas en la Unión Europea. Por medio de la iniciativa, se apela a la Comisión Europea para que proponga a los Estados miembros la prohibición del glifosato, la reforma del procedimiento de aprobación de pesticidas y el establecimiento de objetivos de reducción del empleo de pesticidas de carácter vinculante en toda la UE.

Esta petición es la continuación de una Iniciativa Ciudadana Europea basada en las mismas demandas. Una Iniciativa Ciudadana Europea (ICE) es un tipo de petición de carácter oficial, reconocida por la Comisión Europea, la cual está obligada a valorar y dar una respuesta a todas las iniciativas de este tipo que consigan más de un millón de firmas. La legislación europea exige que las firmas recogidas por una ICE sean enviadas de una sola vez a los países de los que proceden para su verificación. Esto significa que una ICE oficialmente acaba cuando los organizadores llevan a cabo el envío de las mismas. El pasado 3 de julio, la coalición para la prohibición del glifosato realizó el envío oficial de 1.320.517 firmas a las 28 autoridades europeas nacionales. 

ECOVALIA RECOMIENDA
TOP

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.

Acepto